viernes, 9 de junio de 2017

ENCUENTRO BLOGUERO CON ALBA SASKIA (CON UN PAR DE ALAS)



El pasado 31 de mayo tuvo lugar en la biblioteca del Hotel Vinci Soma de Madrid un encuentro bloguero con Alba Saskia, autora de Con un par de alas, que ese mismo día publicaba Editorial Planeta. Alba estuvo entre los finalistas del Premio Planeta 2016 y fue tal la impresión que su novela causó al jurado, que recomendaron a la editorial su publicación.
El encuentro era un tanto peculiar, porque Alba es víctima de una de esas enfermedades llamadas “raras”, de ahí que esté sorda. No obstante, es capaz de leer los labios y responder las preguntas, eso sí, uno a uno pues no puede fijarse a la vez más que en los labios de una persona. Teniendo en cuenta que el encuentro duró casi una hora y media (más casi otra media que llevaba de entrevistas previas al encuentro), el esfuerzo tuvo que ser agotador, pese a lo cual, en ningún momento perdió su sonrisa.

Alba es un huracán de sentimientos que intento transmitir en la novela. Sobre todo, quería transmitir amor. Y lo hace con unos personajes de los que destaca su realismo, porque podrían ser cualquiera de nosotros.

A Alba le encanta la poesía. Por eso quiso ponerla en la novela. Lo hace al final de cada uno de los capítulos de la novela. Como los capítulos son cortos, al final la novela está llena de pequeñas poesías del estilo que le gustan a Alba: sin rimas, más que nada buscando sentimientos y musicalidad para transmitirlos.

«No me gustan las florituras», nos dice Alba. Por eso la novela está escrita de la forma que a ella le gusta hacerlo: corta, pero contundente.


La historia de su presentación a los premios Planeta es muy curiosa, porque vio un anuncio de la convocatoria cuando solo quedaban quince días para el cierre de la misma. Ella escribe habitualmente en el blog, pero textos de unas 400-500 palabras, no uno tan largo como una no vela. Su madre la animó y fueron dos semanas auténticamente frenéticas, con prisas y agobios a última hora, que si la impresora no funcionaba, que si había que salir corriendo para llegar a tiempo a enviarla…
Como curiosa y divertida (por lo menos ahora mientras lo cuenta y no para de reírse), fue la gala del fallo del premio, rodeada por escritores que en algún caso venía acompañado por su representante, que si uno era filólogo, el otro no sé qué, y ella que sólo podía decir que la obra la había escrito en quince días, ante la incredulidad general.

Preguntaron a Alba si cambiaría algo ahora de la novela. Nos dijo que sobre el texto original que había presentado, la editorial le dio libertad para cambiar lo que quisiera, pero la realidad es que apenas cambió un par de palabras.

Una pregunta que no podía faltar era cuánto había de ella en la protagonista. Nos comenta que los personajes están salpicados de ella. Su tía le dice que la ve en todos los personajes. Pero sólo hay uno real: el de su abuelo, del que no se dice el nombre. El libro es un homenaje a él. De hecho la dedicatoria del libro es:
«A ti, abuelo, por dejarme de herencia tu corazón y tu valentía».

El resto de los personajes son inventados, y no es precisamente la protagonista en la que más reflejada se ve.

Le preguntaron si se atrevería a escribir otro tipo de novelas. Ella por atreverse, se atrevería con cualquier cosa. Diferente es que el resultado fuera bueno.

Aunque Planeta ha puesto esta novela en el apartado de “Femenino”, ella cree que es para todos, porque todos nos enamoramos aunque sea de un modo diferente.

El título lo eligió cuando llevaba ya más de cien páginas del libro, por lo que ese principio en que se explica el sentido de ese con un par (que sí, que bien podían ser un par de otra cosa como sugiere el título) fue escrito después. La escritura fue un auténtico caos, porque pasaba de atrás adelante, reescribiendo constantemente y releyendo para que todo pudiera encajar.

Hay una poesía del libro que es su favorita. Es aquella con la que cierra la novela y que un día pintó en la habitación de su casa:

«Y se puso a hilvanar ideas
con el fin de remendar
sus sueños».

Tres eran las cosas que se llevaría a una isla: una tarta de chocolate, una armónica y un par de alas.
El chocolate está super presente en la novela (evidentemente le encanta) y también lo estuvo en la presentación, con unos bombones que allí había para disfrutar del mismo.
La armónica le gusta porque es un instrumento muy pequeño que pu3de llevarse en un bolsillo y tiene mucha musicalidad.
En cuanto a las alas… No, no tiene ninguna grabada.


Firmas, fotos y más sonrisas, completaron este encuentro, un encuentro (y ya llevo unos cuantos) que me resultó muy emotivo y especial.


Puedes leer la reseña de la novela AQUÍ.



 

FICHA TÉCNICA

Autor: Alba Saskia
Editorial: Planeta, 2017
Encuadernación: Tapa dura
Páginas: 269






Si quieres comprar el libro pincha en la imagen correspondiente.


                          

4 comentarios:

  1. ¡Hola Pedro!

    Qué bien se pasa en estos encuentros ¿Verdad?
    Feliz finde!
    Besitos.

    ResponderEliminar
  2. Es una maravilla poder estar cerca de los autores, ponerles voz, conocer los entresijos de las novelas...

    ResponderEliminar
  3. Gracias por la estupenda crónica!
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
  4. Great article. I read this article properly. This is one of the best posts. Thanks sharing this article
    Goldenslot Casino Online
    Gclub Casino
    Gclub จีคลับ

    ResponderEliminar

Analytics